El 46% de las empresas contratará trabajadores en función de la evolución de la economía

AGOSTO de 2015

El mercado de trabajo es el lugar donde la oferta y la demanda se encuentran y se cruzan. Sin embargo, en los últimos tiempos no deja de hablarse de la desconexión que existe entre ambas partes. Consciente de ello, Adecco, experta en la gestión de Recursos Humanos, a través del Informe Infoempleo Adecco ha querido estudiar a uno de los principales protagonistas en el mercado laboral: la empresa; con el objetivo de tomar pulso al mercado y obtener con él una imagen lo más fiel posible de la situación actual del empleo en España.

Para realizar dicho informe, la empresa de recursos humanos y el portal de empleo han realizado una encuesta a más de 300 empresas y profesionales de los recursos humanos.

Con estos datos, Adecco e Infoempleo han podido constatar que la mayoría de las empresas planea aumentar su plantilla este año, especialmente en las categorías de empleados y técnicos. Aunque sólo el 39% de ellas aumentó su inversión en capital humano durante el pasado año, el 65% planea realizar nuevas contrataciones durante este año.

Las empresas luchan por mantenerse a flote día tras día y muchas de ellas encuentran dificultades para hacer frente a la actual situación económica, pese a que ésta está presentando ciertos síntomas de mejora. En este sentido, el 46% de las corporaciones españolas siente que la economía es el mayor problema al que se deben enfrentar en la actualidad a la hora de contratar nuevos empleados. Le siguen la escasez de profesionales cualificados y el desajuste entre la oferta de profesionales y las vacantes disponibles. También les preocupa la retención del talento y la presión fiscal, pues son el quebradero de cabeza del 30% de ellas.
Al hacer balance de 2014, el 56% de las empresas reconoce que aún tuvo que realizar despidos entre sus trabajadores, principalmente por un motivo de reducción de costes. Y la categoría profesional a la que más afectaron estos despidos fue a la de empleados base, tal y como reconocen la mayoría de corporaciones. En esta línea, a mayor categoría profesional, menor número de despidos se llevó a cabo.

Las áreas de las empresas en las que más despidos se realizaron fueron: comercial y ventas, administrativos y secretariado e ingeniería y producción. En el lado contrario, las áreas legal, calidad, I+D, PRL y medio ambiente apenas han sufrido despidos durante 2014, según las más de 300 empresas encuestadas.

La situación actual de las empresas

Casi la mitad de las empresas, concretamente el 46%, reconoce que el principal problema al que debe hacer frente a la hora de contratar personal es el estado general de la economía. En segundo lugar, el 33% de ellas se muestran preocupadas por la escasez de profesionales cualificados.

Las corporaciones también señalan el desajuste entre la oferta de profesionales y las vacantes disponibles, situación que preocupa al 31% de ellas. En la misma proporción, las empresas ven como un problema la retención del talento, tal y como han apuntado el 30%.

La presión fiscal es otro aspecto delicado para el tejido empresarial español a la hora de contratar trabajadores, pues el 29% segura que las bases y los tipos de cotización son excesivos. Ya en menor medida, el 20% pone el foco en la legislación laboral, la cual califican como “demasiado rígida”, al menos eso opina el 20% de las empresas.

El 16% asegura tener dificultades de acceso al crédito para la creación de nuevos puestos de trabajo; y el 7% señala la falta de acuerdo entre los centros de formación y las empresas.

A pesar de la incipiente mejora de la economía y del mercado laboral, aún en 2014 el 56% de las empresas realizó algún tipo de despido entre sus trabajadores. Por tanto, el 44% restante mantuvo o aumentó su plantilla durante el pasado año.
Entre los principales motivos que alegan está el de reducción de costes, que es el que ha llevado al 77,1% de las empresas a reducir plantilla. Le sigue la ineptitud del trabajador, que ha sido la causa de que el 48% de las empresas hayan despedido a alguno de sus trabajadores. También han tenido protagonismo los despidos disciplinarios, que han tenido lugar en el 42,8% de las empresas que han despedido a empleados durante 2014.

En menor medida, el 35,5% de las corporaciones ha despedido a trabajadores por su falta de adaptación a las modificaciones; y el 26,6% justifica alguno de los despidos con el absentismo laboral.

Teniendo en cuenta la categoría profesional de los trabajadores, los despidos han sido más habituales entre los empleados. De hecho, el 58% de las empresas asegura que la reducción de plantilla para estos cargos ha sido “importante”.
Con los datos ofrecidos por representantes de las empresas, se evidencia que a mayor categoría profesional, menor es el número de despidos realizados. Así, el 41% de las encuestadas afirma que los despidos a puestos técnicos han sido representativos. Mientras que este porcentaje para los mandos intermedios y, especialmente, para los directivos ha sido mucho menor: 21% y 15%, respectivamente.

El cese de trabajadores en las empresas no sólo depende de la categoría profesional. Las empresas han confirmado que éstos también están vinculados a las áreas funcionales en las que trabajan. En este sentido, ha sido el área comercial y de ventas el que más despidos ha sufrido, tal y como afirma el 32,9% de las corporaciones. Le siguen las áreas administrativa y de secretariado, con un 25,5%; y de ingeniería y producción, con un 23,2%.

Ya por debajo del umbral del 20% aparecen las áreas de atención al cliente, con un 14,6%; y recursos humanos, con un 12,2%. El 8,5% de las empresas dicen que la mayoría de despidos los han llevado a cabo en las áreas tecnológica, de telecomunicaciones e informática; en la de compras, logística y transporte; y en la de administración y dirección general.

Las áreas con menor índice de despidos son, por tanto, las de marketing y comunicación, dónde sólo el 7,3% de las corporaciones reconoce haber reducido considerablemente la plantilla; en las de calidad, I+D, PRL y medio ambiente, con un 6,1%; y el área legal, con un 3,7%.

Sus previsiones de futuro

El 39% de las empresas encuestadas por Adecco e Infoempleo asegura haber aumentado la inversión en capital humano durante el pasado año. Sin embargo, la misma proporción de corporaciones dice que mantuvo el flujo presupuestario para esta partida. Por ende, el 22% restante reconoce haber disminuido durante 2014 su inversión en recursos humanos.

Por tanto, se puede afirmar que el 78% de las empresas mantuvo o aumentó el presupuesto destinado al capital humano en 2014.

Además, el 65% de las empresas planea contratar a más trabajadores durante este año. Mientras que el 17% aún no contempla esta opción y el 18% restante no lo sabe.

En un plazo de dos años, casi 8 de cada 10 empresas (79%) van a demandar empleados y técnicos. El 46% de las compañías cree que va a contratar a profesionales con categoría de empleados mientras que el 33% se decantará por perfiles técnicos.

En el lado opuesto se encuentran los mandos intermedios y los directivos. De hecho, sólo el 21% de ellas prevé contratar a este tipo de perfiles – 16% a mandos y 5% a directivos-.

Si analizamos el área funcional y la categoría profesional, será el área de servicios generales el que más empleados demande, pues así lo ha reflejado el 61% de las empresas consultadas.

También contratará empleados el área legal, como ha manifestado el 47% de las corporaciones. Los departamentos de recursos humanos (43%), marketing y comunicación (41%), comercial y ventas (40%) y el digital u online (40%) también demandarán empleados en los próximos dos años, aunque en menor medida que los anteriores.

El ámbito digital y online y el de tecnologías de la información y la comunicación demandarán, además de empleados, profesionales para cubrir puestos técnicos, como han manifestado el 44% y el 42% de las empresas, respectivamente.

Compartir en FB